¡HOLA! ¡SOY MARÍA, LA FUNDADORA DE TODO ESTE COTARRO!

Nací la noche de Reyes del 74 y soy una de las capricornios más testarudas y sinceras que conozco.

Podría decirte que tengo tres licenciaturas, veinte masters, bla bla bla,  pero te estaría mintiendo y tú no tendrías forma de comprobarlo, por lo que creo que es más sensato contarte toda la verdad y nada más que la verdad.

Mis estudios son de Biblioteconomía y, sinceramente, dudo mucho que te puedan interesar en este momento, así que vas a tener que confiar en mi experiencia y en todo lo que he ido aprendiendo durante los veinte años que he dedicado al mundo de la moda y la decoración de interiores.

No sé si porque soy gallega y la tierra tira, pero creo que mi mejor universidad han sido mis quince años en INDITEX, empresa en la que aprendes a hacer de todo. De hecho, me atrevería a montar hasta una empresa de fontanería…

He trabajado en Barcelona y en Madrid, dirigiendo muchas aperturas,  montajes para grabaciones de televisión y eventos para prensa como la presentación de la colección Milano de ZARA HOME y Casa VOGUE. Así que te aseguro que estoy acostumbrada a organizar equipos, crear ambientes y espacios, y sobre todo a darle a la cabecita bajo la presión de un timing.

¿CUÁL ES MI PASIÓN?

Soy una apasionada de la moda y me gusta llevarla a todos los rincones imaginables: a la playa, a un bosque, a la fiesta de tu vida o a ese rincón de tu casa que te roba cada día el corazón.

Mi pasión es crear, no importa el qué… Creo que solo ahondado en los detalles se consigue la diferencia y la exquisitez, y que todo tiene su historia y una gama de color.  Por eso, ha de contarse con un hilo conductor y con su sabor característico. La memoria lo recuerda así, con todos sus ingredientes…

Maria

 

Así que me gusta decir que soy diseñadora de historias. Elegir el escenario, la paleta de color, vestir a los protagonistas, lograr su sueño y contárselo después con fotos, con escritos, con recuerdos.

Me formé como wedding planner con Wendy y Jose de Bodas de Cuento porque me chiflan las bodas bonitas y la gente auténtica; me gusta aprender de los mejores y empaparme de sus manías. Sin duda, son quienes consiguieron que me fuera hasta Zaragoza para recibir mi formación personalizada y pasar uno de mis mejores momentos.

Wabi Sabi World

¿MIS DEFECTOS, MIS VIRTUDES?

Soy perfeccionista hasta rayar a veces la estupidez ( lo considero un defecto en determinadas ocasiones, para otras sin duda una virtud). También soy exigente: me motiva exprimir a la gente cuando veo potencial hasta conseguir un buen zumo de desayuno. Pero no pierdo el tiempo si considero que no tienen ganas de dar más de un chupito…

No comulgo nunca con la frase: “más vale hecho que perfecto”  (y no hablamos de imagen, sino de exigencia). Considero que hay que luchar siempre hasta conseguir la excelencia, sobre todo cuando estamos hablando de sueños; y TU BODA, TU MOMENTO Y TU CASA SON SUEÑOS!!!!!

Mis amigos dicen que soy una especie en extinción, una líder nata que arrastra con su locura hasta al más insípido de la fiesta, pero yo siempre digo que soy como JULIO IGLESIAS: o te gusta mucho o no te gusta nada.

Soy extremadamente SENSIBLE y PASIONAL. Me muevo por lo que dicta el corazón, lo sigo siempre a donde me lleve porque me ha demostrado con los años que es el único músculo de mi cuerpo que nunca se equivoca de camino…

Me considero GENEROSA y CREATIVA: lo que me hace más feliz en esta vida es regalar y no hablo de cosas materiales (aunque a veces también, ¿por qué no?). Me encanta sorprender y provocar sonrisas en la gente, saltos de alegría, gritos de guerra, lágrimas de superación, besos de lunes…; y sobre todo instantes mágicos adornados de detalles de papel, porque son los que únicos que perduran en la memoria…

¿QUÉ ME MOTIVA?

Me motiva que la gente sea feliz y no se olvide de sí misma, la sonrisa de unos novios al ver el día de su boda la historia que hemos creado juntos durante meses, la ilusión de una empresa al encargarme la presentación de un nuevo producto, el atrezzo para una sesión de fotos de familia, la locura de una fiesta de un cuarenta cumpleaños, la elección de la tela de los manteles, el olor de las flores del camino, las formas irregulares de la cera derretida de las velas, el detalle de los pomos de las puertas de la habitación de invitados…

Hacer de lo sencillo algo extraordinario: ¡esa es mi gran motivación!

¿MIS VICIOS CONFESABLES?

Soy adicta a las chuches, fanática de la música, el baile y la lectura. Me gusta perderme en un diálogo sin prisa, soy feliz entre charlas con amigos y me encantan las veladas infinitas, donde la buena conversación se convierte en el mejor plato del menú.

Wabi Sabi World
Wabi Sabi World

¿POR QUÉ CREÉ WABI SABI WORLD? ¿POR QUÉ ESE NOMBRE?

Desde que tengo uso de razón la moda y todos sus derivados han ocupado un lugar muy importante en mi vida.

A los diez años hice un trato con los Reyes Magos pidiéndoles  telas en vez de muñecas para empezar a dibujar en papel mis diseños y romperle la cabeza a la modista de la familia para que los hiciera tangibles.

Así empezó todo…

Siempre me ha gustado lo “raro”… en materia de diseño, técnicas y utilización de materiales, aunque yo prefiero llamarlo “diferente”.

No me gusta lo que llevan las masas. Reconozco que tengo adicción a ciertos creativos, pero jamás me escucharás decir que “amo su obra por encima de todas las cosas”, porque analizo pieza a pieza. No es la marca la que enamora sino el genio que está detrás con su IDEA, su mezcla de materiales, esa badana en rosa cuarzo que te hace estallar los sentidos de la vista y el tacto, o ese calabrote color oro viejo que consigue envolver un clutch transportándote a la más glamurosa  de las fiestas.

Pero mi gran pasión desde hace más de veinte años es el interiorismo. Los que me conocen dicen que voy con infrarrojos cada vez que pongo el pie en una casa. Si me preguntas al día siguiente: “¿qué pondrías en la esquina de la escalera que da a la quinta habitación?”, quizás te responda: “nada, porque esa escalera ya tiene vida propia y cualquier accesorio decorativo la mataría; pero sí te pediría por favor que cambiases con urgencia las toallas del aseo de invitados, porque su textura no invita precisamente a quedarse en tu hogar…”.

Soy incapaz de ver una estancia sin pensar en aquello que me cuenta y cómo podríamos cambiar su historia.

Hace unos años todo en mí se transformó, decidí que quería parar y levantar la mirada. Empecé a darme cuenta de que el tiempo nunca tiene hora y de que quería abandonar mi zona de confort para emprender y lograr mi sueño.

Así llegó la gran sorpresa de mi vida. Todo este conjunto de necesidades, deseos, afinidades, gustos, pasiones, disciplinas, técnicas y sueños recopiladas durante los últimos años tiene nombre propio:

Wabi-sabi, “la belleza de lo imperfecto, defectuoso o inacabado”.

Consiste en el cultivo de lo realmente auténtico siguiendo tres únicas realidades: NADA dura, NADA está completo y NADA es perfecto.

Lo cierto es que cada vez que veo una grieta me emociono. Todo aquello con aspecto de inacabado, quebradizo o envejecido me fascina.  Y esta nueva corriente estética, que se ha convertido en una de las filosofías más positivas de hoy en día, ya está en mi vida.

Y después de este gran descubrimiento, todo está claro, todo está escrito. Tu esencia es la que te define y tarde o temprano saldrá a la luz.

En definitiva, una filosofía wabi-sabi es aquella que vive el presente encontrando la paz y la armonía en la naturaleza y las pequeñas cosas. Hoy en día está muy presente en firmas de moda e interiorismo que nos permiten jugar con el placer de sus texturas y productos in(acabados).

Yo me apunto, ¿y tu?

Todo esto es muy interesante y puede resultarte atractivo si realmente estamos conectando, pero permíteme que subraye algo más: para que todo salga bien, a talento + creatividad hemos de sumar disciplina + audacia. Si no la fórmula no funciona, porque el éxito no es solo una filosofía de vida, una idea o un mero sueño.

Alguien muy sabio dijo que el éxito es un 1% de inspiración y un 99% de transpiración, es decir, que el trabajo duro vence al talento cuando el talento no se está esforzando. De nada sirve que todo sea increíblemente bonito si te dejo tirado o tirada en un momento importante del proceso, o si no puedo ayudarte a resolver un problema que surja durante el mismo.

Por eso creo que el compromiso es uno de los valores más importantes que un profesional debe ofrecer a sus clientes, sobre todo en servicios en los que jugamos con los tiempos. No es una camiseta que si llega tarde el envío te puedes poner otra;, es tu boda, tu 10 aniversario, una sorpresa para tus hijos, la jubilación de tu padre, tu sesión de fotos o la remodelación de tu terraza que debe estar lista en primavera.

Wabi Sabi World
CREO QUE CON LA CREATIVIDAD NO SE JUEGA, PERO CON LA SERIEDAD TAMPOCO.

Si después de ver mi portafolio, crees que te gusta mi trabajo; si después de leer esta biblia sobre mis valores, defectos y virtudes, crees que los compartes, ha llegado la hora de que te tomes un café con nosotros y hablemos de darle forma a tus ideas. Porque la vida está en manos de aquellos que tienen el coraje de soñar y correr el riesgo de vivir sus sueños.

Send this to a friend